Destacadas

Inversores con poco dinero ahora pueden comprar, refaccionar y vender inmuebles

Como en todos los mercados que se basan en la oferta y la demanda para definir oportunidades, en el real estate sucede lo mismo con las opciones de inversión. Debido a la escasez de unidades de viviendas con precios bajos, surge la alternativa de invertir en coparticipación formando parte de una sociedad que potencia el negocio y respeta los porcentajes por acuerdos legales. El objetivo es sumar fuerzas entre varios inversores que no disponen de una suma mayor a los U$ 25.000 pero que quieren participar en inversiones para comprar, refaccionar y vender inmuebles.

De esta manera, el inversor puede ingresar con un mínimo de U$25,000 y se le ofrece un 7% de interés anual (con liquidación mensual) sin ningún tipo de gasto o condición sobre el capital invertido. Además, obtiene el 20% de la ganancia a la venta de las propiedades adquiridas, que a su vez ofician de garantía hipotecaria sobre el capital aportado.

“En los últimos años en Detroit hemos tenido muy buenas experiencias comerciales y en base a que la ciudad fue cambiando nosotros pudimos evolucionar con el mercado y encontrar diferentes oportunidades para seguir creciendo e involucrarnos más con el mercado local adaptándonos a las nuevas oportunidades y dejando atrás aquellas que dejaron de ser convenientes” comenta Marcelo Schamy, Director de IDG Homes Detroit.

Hoy nos encontramos con un mercado en el que hay mucha demanda por parte de quienes viven en Detroit y ya tienen acceso a créditos bancarios, con lo cual la atención está enfocada en comprar y refaccionar para vender al residente. Por lo tanto, el propósito de esta propuesta es juntar capital y comprar paquetes de casas, refaccionarlas y ponerlas a la venta al mercado local.

“Con una inversión de U$ 50,000 en un grupo cerrado de hasta U$ 1.000.000, se obtiene un 5% de la sociedad. Lo que va a resultar en un interés anual del 7%, además del 20% de la ganancia, generando un retorno del  40% predecible y proyectado en tres años y obviamente en dólares”, destaca Marcelo. Para Schamy, esta es una oportunidad de inversión de bajo riesgo debido al colateral de propiedades hipotecadas a favor del inversor, donde se puede ingresar y salir de manera simple, y que se adapta mejor a nuevas oportunidades de un mercado en constante recuperación como ya lo ha demostrado la ciudad de Detroit.

© 2016 MASSNEGOCIOS

Desarrollado por Joel Ovejero