Destacadas, Nacionales

1 de 4 personas con discapacidad consigue empleo en Argentina

La convivencia de distintas generaciones y la apertura a la diversidad de géneros e identidad, implica el desafío de proponer distintos enfoques y abordajes de la vida laboral.  Estos fueron los temas que se trataron en el Forum “Diversidad Generacional e Integración”, realizado por la Organización Internacional de Directivos de Capital Humano (DCH)  y con el apoyo de IAE Business School.

El 3 de diciembre es el Día Internacional de la Discapacidad, y el marco ideal para reflexionar acerca del rol de las empresas en la inclusión y las oportunidades laborales que brindan a los trabajadores con discapacidad. Según el INDEC, el 10,2% de la población argentina tiene algún tipo de discapacidad y solo un 32,2% de las personas con discapacidad tienen empleo, lo que significa que solo 1 de cada 4 personas con discapacidad logra conseguir un empleo en Argentina*.

“El encuentro, organizado por DCH con la colaboración de IAE Business School de la Universidad Austral, tuvo como objetivo conectar a profesionales de alto nivel, con funciones Directivas Funcionales en Recursos Humanos para debatir esta temática y generar un ecosistema de conocimiento, a través actividades técnicas, intercambio de mejores prácticas y networking” comenta Edgardo Sánchez, Gerente de Desarrollo Organizacional y RR.HH en DCH Argentina

Por su parte, Rubén Figueiredo, Profesor Titular del Área Académica Comportamiento Humano de IAE Business School dijo que “reunir al sector empresario a pensar y tratar la inclusión y diversidad entro otros temas vinculados al capital humano, representa un hito necesario para la sociedad en su conjunto. Nosotros desde el ámbito académico facilitamos ese encuentro y celebramos que represente un momento de aprendizaje para todos”.

Otro gran debate en el ámbito de capital humano y que se trató en el Forum, es la diversidad generacional, un ámbito de oportunidad de desarrollo e integración cultural en las empresas.  La cultura organizacional necesita de todos ellos, porque en esa diversidad se encuentra el potencial del intercambio y crecimiento de una compañía. Pero muchas veces las ambiciones o expectativas son tan diversas que la empresa se enfrenta a la enorme tarea de poder ofrecer beneficios, oportunidades y espacios de desarrollo para todos.

La gran diferencia la marcó la llegada de las generaciones más jóvenes, Millenials -nacidos entre 1981 y 1999- y la Generación Z, -nacidos después del 2000-, que buscan trabajar en entornos flexibles, de diálogo abierto, con fuertes intereses vinculados al equilibrio vida laboral y personal, enfatizando su interés por sumar experiencias en otros países y su preocupación por temas de impacto social y ambiental. Ellos conviven con otras generaciones que valoran el trabajo comprometido, con apego a las normas y horarios como los baby boomers, – nacidos entre 1946 y 1964- quienes suelen ser identificados con características de compromiso, apego con la función y tradicionales. Este segmento etario representa un reto en las organizaciones en cuanto a la actualización en las funciones que ocupan y la dificultad muchas veces para atravesar y adaptarse a la transformación cultural. Luego la Generación X, -nacidos entre 1965 y 1980- , son los que aparecen con gran capacidad de adaptación al cambio, ya que son aquellos que articulan generalmente los intereses de los Millenials y las tradiciones de los Baby Boomers.  

© 2016 MASSNEGOCIOS - DIARIO ONLINE

El Desarrollo web de MASSNEGOCIOS es realizado por BREKOR.com